ISO 45001:2018, año y medio después

La migración ISO 45001 OHSAS 18001 ha permitido optimizar recursos, reducir los accidentes laborales, potenciar la imagen y mejorar los sistemas de gestión

Actualmente nos encontramos justo en el ecuador de migración ISO 45001 OHSAS 18001 previsto para la sustitución de OHSAS 18001 por ISO 45001:2018, por lo que hay, a día de hoy, un importante número de organizaciones en pleno proceso de migración de sus expedientes de certificación en materia de SST.

Por otro lado, se debe destacar la importancia del documento mandatorio, MD-21, del Foro Internacional de Acreditación (IAF), la asociación mundial de organismos de acreditación y de certificación dedicadas a actividades de evaluación de la conformidad, donde se establecen las directrices para esta migración. Esta asociación se encarga de revisar si las empresas llevan a cabo el proceso de forma adecuada y siguiendo los parámetros establecidos.

Migración hacia ISO 45001

Tras ser publicada la norma de seguridad y salud en el trabajo en el año 2018, ya ha pasado más de un año y medio del tiempo dado a las empresas certificadas con OHSAS 18001 para realizar la migración hacia ISO 45001. Se trata de la primera norma que se aplicó a nivel internacional y que involucra instituciones educativas, donde se están realizando acciones formativas para que todas las personas tengan formación en los nuevos requisitos y novedades.

Para toda empresa, el primer paso a seguir es realizar un análisis que permita identificar los nuevos requisitos y los que deberán de ser objeto de modificación, además de prever la formación necesaria para cada uno de los trabajadores que se encuentran en plantilla y que están implicados en la migración de OHSAS 18001 a ISO 45001.

Por este motivo, la planificación y la organización de las compañías es un aspecto que ha resultado clave durante este año y medio de implementación.

Principales novedades de la nueva norma

Aproximadamente un centenar de expertos de todo el mundo lograron ponerse de acuerdo para poder estandarizar los sistemas de gestión de seguridad y salud en el trabajo. Y como consecuencia, se incorporaron una serie novedades que aportaba la nueva norma y que siguen vigentes actualmente.

Para empezar, se debe recalcar la importancia de realizar un pormenorizado análisis del contexto organizacional, así como de la identificación de riesgos y oportunidades para su posterior gestión (DAFO contexto ISO 45001). Y haciendo referencia a la primera cuestión, es necesario realizar un análisis del contexto e indicar en el mismo los aspectos que deben contemplarse respecto cuestiones externas como internas.

En las cuestiones externas cabe tener en cuenta: la sociedad en la que se opera, la legislación que resulte de aplicación, aspectos derivados de las relaciones internacionales, entre otros aspectos relevantes. Y en las cuestiones internas se debe tener en cuenta: aspectos estructurales en relación a los procesos operativos y los recursos materiales o humanos.

Transición ISO 45001 OHSAS 18001

La transición ISO 45001 OHSAS 18001 o implementación da lugar a una serie de beneficios clave que comentaremos a continuación:

  1. Reducción de los accidentes de trabajo. Se reducen los accidentes tanto si se trata de lesiones o problemas de salud derivados de la realización de la actividad en cuestión. Es una forma de proteger a los trabajadores y de preservar su bienestar.
  2. Reforzamiento del papel de la dirección. Es necesario que haya una persona o grupo de personas que se encarguen de liderar el proyecto y que cumplan con la función de refuerzo siempre que sea necesario. Especialmente, es importante que ejerzan su rol en cuanto al desarrollo y la difusión de las políticas de salud y seguridad en el trabajo.
  3. Que las empresas lleven a cabo las auditorías pertinentes. Otro aspecto fundamental es que todas las compañías pasen las auditorías tanto internas como externas en el tiempo establecido. Es una forma de demostrar el compromiso de cada organización con el correcto cumplimiento de la norma vigente y su aplicación.
  4. Mejora de la imagen de marca de las empresas. Las nuevas políticas benefician la imagen de las empresas, la cual se ve reforzada por la honestidad y compromiso con los trabajadores. Es una oportunidad de mejorar la reputación y de potenciar el posicionamiento en el mercado.
  5. Mayor definición de los objetivos específicos de seguridad y salud en el trabajo. Este aspecto busca asegurar y beneficiar las condiciones laborales de cada trabajador y priorizar su salud por encima de todo.
  6. Involucración del personal en el sistema de gestión. Normalmente, las tareas de dirección y gestión las llevan a cabo los directivos de las organizaciones. Sin embargo, la nueva normativa necesita que todo el personal conozca las nuevas políticas y novedades para garantizar su correcto funcionamiento. Y de este modo, los trabajadores se sienten partícipes de la empresa y este aspecto provoca un aumento de la motivación de los empleados.
  7. Mejora del desempeño y los resultados de la empresa. Que todos los integrantes de una compañía se involucren en los nuevos sistemas de gestión y de seguridad solo puede aportar ventajas y beneficios. Es una forma de mejorar la evaluación de riesgos y la identificación de amenazas.

La importancia de detectar las oportunidades para mejorar la organización

Aprovechar las oportunidades tanto a nivel interno como externo es una forma de mejorar y de beneficiar la situación de la organización. Este aspecto es una de las piedras angulares sobre las que se soportan los sistemas de gestión, con carácter general, y particularmente ISO 45001:2018.

Por otro lado, si se lleva a cabo un desarrollo de un proceso de mejora continua, este debe ser sostenido por un modelo de gestión que facilite la detección e implementación de cada oportunidad. Asimismo, la conceptualización del cambio es clave para poder aplicar estrategias y acciones exitosas que puedan ayudar al crecimiento de la empresa.

También es importante contar con un equipo que esté formado y preparado para poder analizar las oportunidades de mejoras y ver si son compatibles con los objetivos de la compañía. Por este motivo, es necesaria la formación continua y que cada componente de la plantilla tenga conocimiento especializados y generales del mercado en el que opera la organización.

Y haciendo referencia a este apartado, es importante contar con la certificación ISO 45001 y ISO 45001 gestión riesgo para poder cumplir con los requisitos de la nueva normativa y conseguir una buena adaptación al panorama actual.

Metodologías para llevar a cabo un buen análisis empresarial

Hay una serie de posibles metodologías con los que se pueden llevar a cabo estos análisis muy profesionales y exhaustivos como, por ejemplo, el DAFO, PEST, PESTEL, POAM, benchmarking o PORTER. Son herramientas que ayudan a analizar la situación del entorno, de la competencia y de la propia empresa. Además, ayudar a conseguir un mejor posicionamiento en el mercado y a diferenciarse gracias a que se puede tener un alto conocimiento de las tendencias y novedades.

A continuación, queremos destacar una serie de herramientas clave para llevar a cabo un buen análisis estratégico:

  1. DAFO. Permite llevar a cabo un análisis estratégico de la situación interna y externa de una empresa o proyecto. Es como hacer una fotografía de la situación actual de la compañía para poder estudiarla en profundidad. Se trata de detectar las fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas de la empresa y el entorno. Y es positivo repetirlo cada cierto tiempo.
  2. PEST.  Permite analizar el entorno en el que se pretenden crear relaciones empresariales. Es una forma de identificar cambios de escenario en el sector y de anticiparse a ellos. Asimismo, sirve para aprovechar oportunidades de crecimiento. Se basa principalmente en el análisis de cuatro factores: político, económico, sociocutural y tecnológico. Y es importante analizar en qué medida estos factores pueden afectar a la empresa.
  3. PESTEL: Se trata de una variación del modelo PEST. Además, se le añaden dos factores: legal y ecológico. Busca profundizar en aspectos como el cambio climático y las consecuencias que puede tener, así como tener conocimiento de regulaciones en materia de gestión de residuos o energías. También analiza leyes de defensa del consumidor, licencias, sectores de protección especial, etc.
  4. POAM. Es una matriz que busca detectar las oportunidades y amenazas de los recursos externos de una empresa. Toda compañía tiene relaciones con su entorno y por este motivo es fundamental conocerlo y seguir su evolución.
  5. BenchmarkingSirve para mejorar la estrategia de marketing, ya que permite comparar las estrategias propias con las de los competidores. Además, es una técnica de mejora continua que ayuda a conseguir una mayor diferenciación.
  6. PORTER. Permite analizar el nivel de competencia dentro del sector en el que opera una compañía. Es fundamental para poder conocer la competencia existente antes de empezar cualquier negocio. Este modelo tiene en cuenta las 5 fuerzas de Porter: poder de negociación de los compradores o clientes, poder de negociación de los proveedores o vendedores, amenaza de nuevos competidores, amenaza de productos sustitutos y rivalidad entre los competidores.

En definitiva, es de vital importancia que la dirección de todas las empresas ejerza una posición de liderazgo para que la transición esté siendo la adecuada y además, es importante que esta misma directiva se encargue de ir analizando los cambios y detectando posibles desviaciones de la normativa. El mantenimiento sostenido de la misma a lo largo del tiempo es necesario para cumplir con todos los requisitos y estándares predeterminados.

La página web www.cerem.pe utiliza cookies para mejorar los servicios ofrecidos. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso e instalación. Para más información haga click aquí.

Subir